Actividad de las bandas en la Provincia 


Se realizó un encuentro de directores de bandas sinfónicas infanto juveniles que presidió el director de la Orquesta Sinfónica de Córdoba, Hadrian Avila Arzuza, en el Teatro del Libertador San Martín. La jornada sirvió para conocer experiencias regionales y para ajustar cuestiones relativas al funcionamiento de un conjunto de estas característica, en el marco del programa de capacitación Vamos las Bandas, que lleva adelante Cultura de la Provincia.

Desde la dependencia oficial recordaron que en 2012 comenzó un relevamiento de las bandas infantiles de la provincia, que arrojó, al menos, la existencia de 60 agrupaciones de niños y jóvenes. Quedaron exceptuadas del registro las bandas militares, de policía y bomberos. Estos conjuntos no sólo son parte sustancial de la cultura de los pueblos, sino que además sirven como genuinas instancias de integración y contención social.

Las  bandas infanto juveniles son expresiones populares y, en muchos casos, tienen cerca de 100 años de historia. Sus orígenes se remontan a los orígenes mismos de algunos pueblos y localidades.

El desarrollo de las bandas acompañó la conformación de clubes barriales,  asociaciones civiles, sociedades de fomento, agrupaciones religiosas, lugares de esparcimiento, y demás agrupaciones que se desarrollaban al ritmo del crecimiento.

Geográficamente, la mayoría de estas agrupaciones se encuentra en el Este de la provincia, salvo algunas excepciones, como son las de la localidad de Deán Funes, Cosquín, Santa María de Punilla y Carlos Paz, el resto de las agrupaciones se encuentran dispersas en ciudades de la región pampeana.

En cuanto al crecimiento artístico, el desarrollo es un tanto dispar. Según el relevamiento realizado por Cultura, la situación de cada una de estas agrupaciones presenta realidades disímiles en cuanto a aspectos generales, tales como organización interna, sostenimiento y repertorio. Mientras en algunas localidades las bandas reúnen apoyo de sus municipios y/o de organizaciones privadas, logrando superar con creces las necesidades de mantenimiento, en  otras localidades sufren dificultades de toda índole, sobre todo en cuestiones básicas como mantenimiento de instrumentos, espacios para ensayar, y sueldos para profesores.

El estudio puso en evidencia los habituales encuentros de bandas. Este tipo de festivales son habituales en todo el interior provincial, entre los que cabe mencionar el de Cosquín, Pozo del Molle, Noetinger, y Justiniano Pose.

A fin de poner en relieve toda esa actividad, la Agencia Córdoba Cultura impulsó el ciclo Vamos las Bandas, en 2014, que consistió en la presentación de algunas de las bandas provinciales en el Paseo del Buen Pastor. 

Entradas populares de este blog