Con motivo de la Día de la Danza -29 de abril-, Paulina Antacli destacó que esta disciplina ocupa un lugar sustancial en la construcción de la cultura cordobesa.

La Dra. en Artes, bailarina y coreógrafa Paulina Antacli brindó una conferencia en el Centro Cultural Córdoba, sobre el devenir de esta disciplina en nuestra provincia, titulada Córdoba en danza: Su historia.

Al respecto, Paulina se refirió a algunos temas esenciales, como el desarrollo de la danza y su institucionalización; los fundadores del ballet, tanto de la danza clásica como moderna; la formación de las primeras compañías; y las influencias de las nuevas generaciones de bailarines y grupos independientes, entre otros aspectos del arte de bailar. La investigadora refirió, en este sentido, a la dificultad de recabar datos sobre los antecedentes de dicha disciplina debido a “la falta de bibliografía específica (…) en tiempos en los que no existían soportes técnicos para registrar las puestas coreográficas”. Sin embargo, consultas en el Archivo del Teatro del Libertador, en la Biblioteca Mayor de la Universidad Nacional de Córdoba y entrevistas realizadas por esta pensadora, permitieron reconstruir la historia de la danza en Córdoba.

“Tuvieron que pasar más de cinco décadas para que exista una compañía oficial sostenida por el Estado provincial”, enfatiza Antacli. Así fue como en 1958, por decreto provincial se constituye el Ballet Oficial con la dirección, en aquel entonces, de Genoveva Du Aut Bonnet de Sagués. Las primeras academias de ballet, dirigidas por coreógrafas nacionales y extranjeras, datan de la década del ’40. Paulina mencionó, además, la significativa participación de numerosos ingresantes en las instituciones oficiales, interesados por esta disciplina. “El seminario de mayor antigüedad es el de danzas Nora Irinova, creado en 1961, en el que los alumnos reciben una formación integral durante ocho años.  En 1972, Norma Raimondi crea el Centro de Estudios de la Danza y la Expresión Corporal. La actividad de esa institución, fue no sólo formar bailarines -intérpretes-, sino interactuar con las provincias argentinas organizando talleres de perfeccionamiento”, cuenta Antacli.

En el siglo pasado y en la actualidad, la danza en nuestra provincia tuvo una historia marcada “por una sociedad que se resistió a legitimarla como expresión artística profesional”, expresa la investigadora, quien destaca que “el área de danza contemporánea de la Agencia Córdoba Cultura realiza importantes esfuerzos desde lo institucional para brindar nuevos espacios para los grupos independientes”.

La danza conmemora su día con el apoyo a la flamante Ley Nacional de la Danza, que abre nuevos espacios para abordar diferentes problemáticas relacionadas a la disciplina, y la necesidad de conformar asociaciones y gremios que amparen el trabajo de los profesionales como bailarines, corógrafos y maestros.


Entradas populares de este blog